¿Qué Hacer cuando tu Negocio va Mal?

Época de Crisis

Crisis en los Negocios

¿Qué se debe hacer cuando el negocio va mal? ¿Que hacer cuando bajan las ventas? ¿Qué hacer cuando disminuyen los ingresos de tu negocio? ¿Cómo actuar en tiempos de recesión? ¿Qué se debe hacer en momentos de crisis financiera o de negocios?

Si tu negocio está o ha estado en una mala temporada o en mala racha, probablemente te hayas hecho algunas de las preguntas anteriores, o tal vez todas. Para la mayoría de los empresarios o emprendedores, las malas épocas en los negocios son normalmente tiempos de ánimos decaídos, y de poca motivación, y en casos extremos se puede llegar a la desesperación o a la desesperanza total.

Sin embargo, estas épocas tan poco deseables pueden convertirse en un motor que impulse a tu negocio hacia el crecimiento.

¿¿Cómo??

Si, incluso de estos malos momentos en los negocios se pueden obtener ciertos beneficios; claro está que para ello, debes primero sobreponerte de las emociones negativas y pensamientos debilitantes que una situación como esta normalmente acarrea. Una vez que logres estabilizar tus emociones y tranquilizar tus pensamientos, probablemente podrás darte cuenta de una cosa importante:

Ahora tienes más tiempo…

¿Porqué supongo que tienes más tiempo en una situación así?

En los negocios comunes y corrientes, una baja en los ingresos normalmente se deriva de una menor cantidad de ventas, un menor flujo de clientes, lo cual a su vez genera una baja en la producción y una baja actividad en el resto de los procesos de la organización, por ejemplo: la administración y la atención a clientes, etc.

Suponiendo que no te encuentras en una situación de extrema necesidad y que por lo menos tienes ahorrado lo suficiente para alimentar a tu familia y sacar adelante los gastos del hogar y del negocio durante el siguiente par de meses, bien podrías aprovechar el tiempo extra que una temporada de “vacas flacas” generará para ti.

¿Cómo aprovechar el tiempo extra (que no quiero) pero que ahora tengo?

Primeramente debes ser consciente de que la mayoría de los negocios funcionan así: en algunos momentos se está arriba y en otros momentos se está abajo; en ocasiones más arriba y en otras ocasiones más abajo; a veces estos períodos son largos y a veces son bastante cortos; pero siempre es un ciclo arriba-abajo, y es muy importante aprender a vivir con ello.

Una vez asimilado lo anterior, puedes incluso planear aprovechar las temporadas bajas, para cualquiera de las siguientes actividades relacionadas con el crecimiento de tu negocio y que a la postre ayudarán a su recuperación financiera y probablemente a lograr un mayor crecimiento y solidez:

  • Re-define tu negocio. Es importante tratar de identificar desde un punto de vista objetivo, cuales son las razones de la actual crisis financiera por la que actualmente atraviesa tu negocio. ¿Son razones internas como: baja calidad en tus productos y servicios (o se están volviendo obsoletos), poca promoción, atención deficiente a tus clientes? o ¿Se trata de razones externas como: una crisis económica nacional o global, un nuevo producto o servicio competidor, etc? Una vez identificada(s) la(s) causa(s) de la baja en las ventas o en los ingresos, trata de idear soluciones a partir de preguntas como las siguientes: ¿Cómo puedo mejorar la calidad de mis productos / servicios? ¿Cómo puedo bajar mis costos o los precios de mis productos? ¿Cómo puedo promover mejor mi negocio? ¿Cómo puedo competir con las nuevas opciones del mercado? y una más que tal vez debería ser la primera o la más importante: ¿Qué es lo que mis clientes realmente necesitan? En mi libro Gana $1 Más Cada Día tengo algunas respuestas interesantes para estas preguntas.
  • Prepárate, capacítate y aprende más sobre tu negocio y tu nicho. Actualmente son pocos los pretextos que podemos emplear para no capacitarnos y aprender más sobre nuestro negocios: “los cursos de capacitación son muy caros”: recurre al Internet donde está disponible conocimiento de forma libre para casi cualquier tema. “no tengo tiempo”: entonces es probable que a tu negocio no le vaya tan mal después de todo, en cuyo caso podrías comenzar a delegar parte de tus actividades a alguien más o sistematizarlas. “me da flojera”: los negocios no son para flojos. “necesito motivación”: tal vez te sientas motivado cuando no tengas para comer. (Por favor no tomes estos comentarios de forma personal: son solo negocios 🙂 ).
  • Organiza tus procesos y a tu gente. Otra posible causa para una baja productividad en los negocios es que los procesos y las personas que forman parte de tu empresa posiblemente no se encuentran bien organizados o no funcionan como deberían. Tómate este tiempo para analizar y mejorar cada uno de los procesos de la organización. Invierte también el tiempo necesario en transmitir a tus colaboradores, los objetivos de la empresa: que se desea lograr a corto mediano y largo plazo, y que es lo que cada uno debe hacer para alcanzarlos. Una buena comunicación con todas las personas de la organización ayudará a crear un mayor compromiso de parte de todos y una mayor sinergia en sus procesos.
  • Limpia y depura. En toda empresa hay cosas que funcionan y cosas que no lo hacen. Estos momentos de “baja actividad” son ideales para sacar la basura, depurar y limpiar a conciencia. Deshazte de las cosas que ya no se utilizarán, deja de invertir tanto tiempo en estrategias que no han dado resultados por mucho tiempo, y quédate solo con aquello que produce o que tiene potencial actualmente.

Prepárate para los buenos tiempos. Si te fijas, posiblemente ninguna de las actividades anteriores se pudiera catalogar como urgente, sin embargo, no por ello son poco importantes. Por el contrario, de llevarlas a cabo de forma correcta y concienzudamente, pueden constituirse como la base para la recuperación financiera y como una plataforma de lanzamiento para el crecimiento de tu negocio.

Lo que pasa es que para este bloguero es muy fácil decirlo porque no está en una situación así.

De hecho si. Actualmente mis negocios en Internet, los cuales constituyen una parte importante de mis ingresos, se encuentran en una situación que pudiera catalogarse como “crisis financiera”. Desde hace varias semanas, el tráfico en varios de mis sitios web (incluyendo este) ha tenido un descenso muy importante, y en los negocios en Internet “el tráfico es el rey”. Debido a que muchos de estos sitios web generan ganancias por publicidad, el descenso en el  número de visitantes provoca que haya menos clics en los anuncios que aparecen en sus páginas, y por lo tanto mis ganancias han disminuido notablemente.

No es la primera vez que esto ocurre; por lo menos una vez por año suelo toparme con una situación similar: en ocasiones es debido a errores técnicos, otras por errores de estrategia y también por factores externos, como un cambio en los algoritmos de búsqueda de Google.

Una debilidad de mi propia estrategia actual es que mis negocios en Internet dependen en gran medida del dios Google, tanto para generación de tráfico, así como para los ingresos (AdSense). Lo que he descubierto es que necesito incrementar el tráfico enviado por otras fuentes, por ejemplo: visitas directas recurrentes, mayor promoción en Redes Sociales o en otros sitios web, etc. para que los cambios que Google realice en su buscador no tengan un impacto tan dramático en mis sitios. Por otro lado, debo diversificar más las fuentes de ingreso que tengo actualmente, tal vez acelerando algunos proyectos que tengo planeados, de los cuales platicaré en su momento.

Finalmente, lo que quiero establecer, es que la situación actual por la que están pasando mis negocios en la Red, es para mi un reto más que debo afrontar con inteligencia y sobre todo con mucha paciencia. Es importante también comentar que situaciones como esta han sido para mi, generadoras de muchas cosas nuevas y buenas. Por ejemplo, este artículo fue inspirado por ello; también acabo de comenzar a crear la versión en inglés de este blog, que por cierto te invito a conocerla en http://blog.jesusguerrero.com/.

Es todo por esta ocasión, espero que alguno de los consejos anteriores te resulte de utilidad y te invito como siempre a compartirme tus propias experiencias en la sección de comentarios.

 

Publicado en Carrera, Dinero, Finanzas Personales, Negocios, Productividad, Riqueza Etiquetado con: , , , , ,